Archivo de publicaciones en Turello.com.ar

El fantasma que hace años ronda sobre Cristina Kirchner

El fallo de la Cámara Federal que el ex fiscal Alberto Nisman fue asesinado y lo vinculó a la denuncia que ese fiscal había presentado contra la entonces presidenta Cristina Fernández de Kirchner, debiera ser un acontecimiento electrizante. Sin embargo, está claro que en el país hace tiempo que no caben dudas de ambas cosas. ¿Cuál es la razón de la certeza general ? La conducta extraña, virulenta y oscura de la ex mandataria y de sus principales colaboradores a partir del hallazgo del cadáver del magistrado.

Por cierto, que Nisman muriera a pocas horas de presentarse en el Congreso a explicar su gravísima denuncia de encubrimiento a los autores de la masacre en la AMIA y que los denunciados fueron la ex presidenta, el ex canciller y un puñado de turbios miembros de su aparato político, permite sospechar de inmediato que no se suicidó, sino que lo mataron.

La siguiente conclusión lógica -aunque no necesariamente cierta- es que la razón del crimen está vinculada al hecho que lo había puesto en el ojo de la tormenta argentina del momento: su denuncia contra la gobernante.

Fue notable la visible turbación que la noticia provocó en Cristina Kirchner, las contradicciones en las que incurrió y la insólita campaña de desprestigio contra Nisman. Leer más

Share

La realidad oscura que se sentó a la mesa de Mirtha

El periodista Carlos Pagni denunció una operación de los servicios de inteligencia en la mesa de Mirtha con Natacha Jaitt | Imagen: Diario Popular.

Si el debate en los medios gira sobre la calidad ética de Mirtha Legrand y la verosimilitud de Natacha Jaitt, entonces sirve muy poco el debate en los medios. Los autores materiales de una deflagración no son más importantes que la autoría intelectual. O sea, el que organizó y financió el ataque a la imagen pública de un puñado de personas.

Sabiendo donde estuvo la organización y financiación del trabajo sucio que perpetraron una mediática y una veterana estrella de la televisión, se podrá dilucidar lo más importante de todo: con qué objetivo se llevó a cabo esa operación.

La primera impresión es que se trata de un trabajo de aparatos de inteligencia. De ser así, faltaría saber si es mano de obra ocupada o mano de obra desocupada.

El gobierno que preside Mauricio Macri debiera ser el más interesado en desentrañar este caso, para corroborar o descartar que, detrás de los ejecutores de esta operación, estén agentes de inteligencia del Estado.

Ocurre que la mayoría de los personajes alcanzados por el ataque mediático son figuras de los medios que entran en el sector que el ultramacrismo llama despectivamente “Corea del centro”.

O sea, referentes que fueron duramente críticos de los gobiernos kirchneristas, pero no resultan complacientes con la actual administración. Por el contrario, “Corea del centro” cuestiona de Macri y de sus ministros todo lo que considera que debe ser cuestionado

Y está claro que al Gobierno y al macrismo les molestan más los cuestionamientos de quienes fueron duros críticos del kirchnerismo, que los que provienen del “periodismo militante” que integraba el aparato de culto personalista de Cristina Kirchner.

Los ataques del “periodismo militante” no debilitan ni afectan en absoluto al Gobierno. Por contrapartida, las críticas de quienes fueron aguerridos cuestionadores de Cristina Kirchner son más atendibles.

Por eso es importante que quede en claro quién organizó y financió el ataque a “Corea del Centro”, que se realizó desde un programa de alto rating y línea editorial afín al macrismo.

Los aparatos de inteligencia tienen el instinto de buscar el poder. La información que manejan y la facilidad para las acciones encubiertas y secretas, les confieren un gran poder.

Mientras vivió y manejó a sus anchas el FBI, Edgar Hoover acumuló información confidencial sobre todo el establishment político, periodístico y empresarial de los Estados Unidos, con más poder que el que tuvieron los presidentes que ocuparon la Casa Blanca.

A Hoover no le interesaba el Despacho Oval, porque en el suyo tenía más poder. Por contrapartida, Vladímir Putin es el caso del agente de inteligencia que se vale de su poder oculto para escalar hacia el poder político, y hasta la cima: la presidencia de Rusia.

Putin le cuidó las espaldas a Boris Yeltsin y, como premio a ese favor que pudo brindar por la información comprometedora que poseía sobre varios jueces y camaristas a los que podía presionar, recibió nada menos que la presidencia de Rusia.

En la Argentina, casos como la filtración de conversaciones privadas de Cristina Kirchner y la bomba sucia que estalló en el programa de Mirtha Legrand, justifican plantear dos hipótesis: o bien el Gobierno se vale de agentes de inteligencia para atacar a los autores de las críticas que más le duelen; o bien, hay agentes de inteligencia que hacen por su cuenta ese trabajo sucio, con la intención de ganar gravitación sobre el Gobierno.

En los dos casos, el objetivo de los agentes de inteligencia es el mismo: poner el poder político bajo su oscuro y viscoso poder.

Share

Macri, cada vez menos margen para ignorar alarmas

¿Los escasos brotes verdes de 2017 se están secando en 2018? ¿Qué datos hay que mirar para entender el rumbo económico de Mauricio Macri? ¿Los hoteles llenos del fin de semana largo de Carnaval? ¿O la sangría de dólares que se van al exterior con el turismo y las importaciones?

Un artículo publicado por el diario montevideano El Observador, enumera una larga serie de señales alarmantes:

● El déficit de cuenta corriente, que avanza vertiginosamente situándose ya en 5% del PBI.
● Un rojo en la Balanza Comercial, que alcanza el récord de U$S 8.500 millones.
● Metas inflacionarias en las que nadie cree y los actores económicos ignoran.
● La caída en la cotización de los bonos soberanos, mientras aumentan los que emiten otros países de la región.
● Un déficit estratosférico que sólo se puede financiar con deuda externa, y cada vez más cuesta arriba por la trepada de las tasas internacionales de interés.

El corresponsal uruguayo Fernando Gutiérrez, al igual que otros periodistas económicos locales, recogió de los círculos financieros y de los consultores una gran gama de afirmaciones y advertencias tremendistas. Esa sensación de cataclismo, que han comenzado a difundir ciertos círculos financieros y encumbrados analistas, concuerda con lo que repiten los allegados a Cristina y los sindicalistas: Macri se cae; Macri no llega a 2019. Leer más

Share

Lula, y los riesgos que enfrenta Brasil

Que Lula quede fuera de la contienda electoral de la forma en que está ocurriendo, no es una buena noticia para Brasil y tampoco para Latinoamérica. La histeria de la política de este tiempo, que divide todas las sociedades en bandos que se aborrecen, está empujando al líder de la izquierda del Brasil a un sitio que hace mucho había abandonado: la radicalidad.

Lula no era el Chávez ni el Fidel Castro brasileño. Por eso, la consigna más gritada por la izquierda dura, a fines de los ’90, era “Chávez sí, Lula no”.

Luiz Inacio Lula da Silva era el Felipe González del gigante sudamericano. El socialista andaluz fue quien sacó al Partido Socialista Obrero Español (PSOE) del marxismo y lo hizo socialdemócrata, convirtiéndolo en la fuerza política que gobernó España y la llevó a la prosperidad y a la integración europea.

Sin Felipe González, la transición democrática española, su ingreso a una Europa que mientras imperó el franquismo la marginaba, y su construcción de prosperidad capitalista, no se hubiesen concretado con tanto éxito. No sólo por el liderazgo y la cintura de estadista que tuvo “Felipillo”, sino porque el gobierno del PSOE le mostró al mundo empresarial que también la izquierda española avalaba el modelo político-económico de la Europa occidental, por lo tanto la vía hacia el modelo europeo estaba garantizada.

Lula fue uno de los invitados extranjeros al congreso en el que el PSOE resolvió abandonar el marxismo y el rechazo a que España entre a la OTAN, entre otras cosas. El entonces joven sindicalista brasileño dijo que ese mismo giro político era el que él pretendía para su partido. Leer más

Share

Cristina, la apuesta macrista de alto riesgo

De alquimias y traiciones. De eso se trata la definición de los candidatos para las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO). El PRO traicionó a Facundo Manes y Jorge Taiana traicionó a Florencio Randazzo. La apuesta de alto riesgo del macrismo -impulsada por Jaime Durán Barba- contra Cristina Kirchner. Leer más

Share

Errores del Gobierno, ¿cuándo rebasará el vaso?

Durán Barba, en el recuadro superior izquierdo, con marcada influencia en las decisiones del Gobierno y de la propuesta partidaria | Imagen archivo Turello.com.ar

Es posible que haya miles de subsidios por discapacidad que deban ser invalidados porque responden a formas de clientelismo maquillado o a formas de corrupción encubierta. Pero, al inmenso sector de la sociedad que ve con claridad la dimensión de la corrupción y kirchnerista, le generó estupefacción la negligencia e ineptitud del Gobierno para encarar el tema. Leer más

Share

Trump, un paso más cerca del abismo

Pese a los aplausos de sus partidarios, Trump dio un paso en falso con la expulsión del jefe del FBI. James Comey investigaba el “Rusia-gate” | Foto: archivo Turello.com.ar

La declaración de James Comey es una bomba que estalla sobre la administración de Donald Trump, dejándolo más cerca del juicio político. Todavía falta mucho, pero el camino que se abre ante el magnate que preside la Casa Blanca, aunque sea largo, conduce inexorablemente al impeachment, como sucedió con Bill Clinton. Leer más

Share

Ducler, ¿una muerte diseñada por espías?

Ducler intervino en el manejo de los fondos de Santa Cruz y otras operaciones de Cristina y Néstor | Foto: Diario Veloz

Cruzaba un puente del Támesis cuando alguien que avanzaba en dirección contraria le pinchó la pierna con la punta de un paraguas. Horas después, el disidente búlgaro Grigori Markov moría en una clínica de Londres sin que los médicos detectaran el veneno que lo intoxicó. Hay otra decena de casos similares. ¿Puede haber sucedido algo similar con el financista Aldo Ducler en la Argentina? Leer más

Share

Atilio Borón y el ideologismo que reclama masacres

Las marchas opositoras con una constante, reprimidas por el chavismo | Foto: archivo Turello.com.ar

La represión chavista a la actual ola de protestas ya alcanzó la cifra de checos y eslovacos muertos en el aplastamiento de la Primavera de Praga. Sin embargo, un académico de la trayectoria de Atilio Borón reclama a Nicolás Maduro que “aplaste” la rebelión. De qué se trata.

Leer más

Share

Una Moncloa, contra la regresión populista y el “Pinochet civil”

Los gobernadores se presentan como el “peronismo republicano”, pero hasta ahora sin peso para cerrar la grieta política.

La represión chavista a la actual ola de protestas ya alcanzó la cifra de checos y eslovacos muertos en el aplastamiento de la Primavera de Praga. Sin embargo, un académico de la trayectoria de Atilio Borón reclama a Nicolás Maduro que “aplaste” la rebelión. De qué se trata. Leer más

Share